¿Qué estás buscando?

Categorías

Regiones

Consejos para no caer en errores de novato a la hora de organizar despedidas de soltero

Por fin ha llegado el momento que todos estabais esperando. ¡Se casa la primera del grupo! Al principio os vais a ilusionar todos y todas porque es algo muy bonito y además seguramente llevéis un tiempo esperando a que llegue el momento. Con la emoción y los nervios es muy fácil bloquearse y en ocasiones no saber qué hacer. Dejar algo tan especial en manos de otro no apetece de primera mano, ya que prefieres darle un toque personal y adaptarlo tú a los gustos de tu grupo ya que eres el que conoce mejor a la protagonista de la fiesta.

Para organizar un evento semejante hay que tener en cuenta demasiadas cosas y es inevitable que muchas de ellas se pasen por alto, por no ser lo suficientemente relevantes o por resultar evidentes. Es buena idea dejar las cosas principales de un evento de tal importancia en manos de profesionales que ya lo han hecho varias veces y además saben qué contratiempos pueden llegar a surgir.

despedidas

Un error de principiante que se puede destacar por encima de todos los más comunes es el de intentar abarcarlo todo. Es normal que se busque un plan en el que se hagan muchas cosas para poder disfrutar más y que para que todos tengan las mismas oportunidades de pasárselo bien. Pero, a fin de cuentas, como en todo, quien mucho abarca poco aprieta. El plan genial que habíais preparado para dos días sin parar se podía venir abajo por cualquier esquina ya que, si cualquiera de las actividades se retrasaba tan sólo cinco minutos, sería una catástrofe y se estropearía todo lo que con tanto cariño habíais preparado.

Cuando la persona que se casa tiene amigos de varios grupos también pueden venir los problemas, porque en ocasiones todos no se llevan bien y a veces alguno no conoce al resto. Para las personas que preparan una despedida de soltero esto supone una comedura de cabeza, ya que piensan que juntar a esa gente en un día tan especial puede ser una mala decisión. Sería de novatos tomar la decisión de no hacerlo. Al final la gente va a una fiesta así a pasárselo bien, los problemas se dejan en casa y la vergüenza tarda bien poco en desaparecer.

Buscar la fecha adecuada también suele causar muchos problemas porque es muy difícil que todos tengan la misma disponibilidad. Te aconsejamos que seas verdaderamente previsor y que tengas varias opciones y posibilidades por si la primera no cuadra con todos. Aquí es típico escoger las fechas que tradicionalmente son ya vacaciones, pero por desgracia es cuando más caro está todo y más gente hay en todos lados.

Seguramente se os haya pasado por la cabeza también la idea de hacer una despedida de soltera sorpresa en la que la novia no tenga ni idea de nada. Es un error enorme puesto que en los momentos previos a la boda necesitará tener todo bajo control para poder organizarse y para no tener el impulso de cancelar la boda en un ataque de nervios.

EnglishSpanish